Shutterstock, Elena Scotti/FUSION

El Departamento de Seguridad Interna (DHS) de Estados Unidos publicó esta semana nuevos lineamientos migratorios. Se acelerará la maquinaria de deportación construida por la administración Obama.

Las nuevas reglas incluyen la ampliación de la definición de la ‘criminalidad’ para poder expulsar a más personas, eliminando el debido proceso legal para muchos inmigrantes indocumentados que han estado en el país menos de dos años. DHS también ha re-establecido un programa que recluta a fuerzas policiacas locales para actuar como autoridades de inmigración. El Departamento está destinando más recursos para la construcción de centros de detención.

Advertisement

Ya han pasado dos semanas desde que las redadas de ICE detuvieron a casi 700 personas, incluyendo a dos recipientes de DACA. Sin duda, estas medidas están diseñadas para generar miedo.

“Las familias no quieren mandar a sus hijos a la escuela. Están preocupadas de que puedan ser detenidos en el camino”, me dijo Montserrat Garibay, maestra escolar y vicepresidenta del sindicato de profesores del distrito de Austin. “Es muy doloroso porque las familias no saben qué hacer en este momento”.

Advertisement

Garibay y otras maestras en su distrito han organizado una serie de talleres de capacitación para preparar a las familias que podrían verse afectadas por las redadas. “Información y plan de preparación en caso de emergencia” es el nombre de uno de los documentos que los maestros están distribuyendo para informar a la comunidad inmigrante.

Advertisement

Parece un testamento vital cuando se lee, y más o menos sí lo es.

“En caso de que no estemos aquí y disponibles para cuidar a nuestros hijos, es nuestro deseo que las personas siguientes cuiden a nuestros hijos  ____”, lee el documento. Hay un espacio en blanco para que cada quien pueda escribir los contactos de emergencia.

El documento tiene una sección para otros servicios y estados de cuenta bancarios. También tiene un espacio para escribir el nombre de la empresa que recibe los cheques de la renta a final de cada mes. Hay otra sección para anotar una lista de parientes que viven dentro y fuera de los Estados Unidos. En otro espacio se puede escribir el nombre del juguete favorito del niño.

El documento es un recordatorio de cómo los aspectos más comunes de la vida cotidiana (por ejemplo: Donde tienes otro juego de llaves, el número de tu cuenta de cheques, el nombre de un vecino que podría llevar a tus hijos a la escuela, etc.) pueden hacer toda la diferencia si te llegan a separar de tu familia.

Advertisement

Ante la amenaza de más redadas, así es como te puedes preparar para desaparecer: